Televisión

Antes, cuando era niño, había solo un televisor en la casa (afortunadamente a color) y Papá decidía que se veía o que no.

A la hora de las noticias, Papá tenía el monopolio del televisor, y se asumia que los noticieros eran “responsables”, editaban los contenidos para todas las audiencias; años despues, hacían la advertencia inútil e ignorada (Y al final lo haciá ver a uno ver más, morbosidad curiosa) de “el siguiente contendido puede herir suseptibilidades”, para excusar el morbo, el amarillismo, la sangre y la violencia.

A la hora de las telenovelas, Mamá tenia el monopolio del televisor,y uno simplemente veía lo que se tenia que ver.

La televisión, como precursor de Internet, nos permitia ver nuevos mundos, cosas lejanas y eventos históricos; el contenido era curado, educativo, cultural, hecho con esmero, y esperemos, con bastante amor al arte.

De veían hechos políticos, investiduras y caídas de gobiernos y gobernantes, muertes e investiduras Papales, coronaciones y matrimonios Reales, la llegada a la luna y otros hechos cientificos.

Hoy la televisión ha sido ampliamente suplantada por internet, donde a nadie le importa el contenido, no hay curadoría, ni lo que se ve es especial, histórico, o con valor.

Hoy se puede ver mierda 24 x 7.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s