Navidad en Bogotá

“¿Señor papá Noel, donde dejó los renos?” – Le pregunta una sonriente niña de 6 años al mismísimo hombre del Polo Norte, quien sentado en una amplia silla de madera que a duras penas le permite acomodar su robusta figura, saluda a los pequeños que visitan su lugar de trabajo: un centro comercial al norte de Bogotá.
Este Papá Noel criollo, que odia decir “jo jo jo”, responde a la niña con un acento muy santafereño: “El guardia no los dejó entrar porque pensó que eran renos bombas”.

Solamente en Bogotá se puede mezclar tan bien la inociencia infantil de hablar con Papá Noél y la violencia descarnada que azota a Colombia, donde los renos-bomba pueden ser imaginados.

En su mayor parte ha sido una navidad tranquila, solo 108 quemados con polvora, y el número “normal” de homicidios de tragos en una noche, pero lo que refleja las incoherencias de mi ciudad natal es como una persona ebria (segun el solamente enguayabada), sin licencia de conducir, choca su vehiculo contra una casa, matando a 6 personas, y queda libre, porque el delito de “homicidio accidental” es ex-carcelable.

Definitivamente solamente en Bogotá.

Feliz Navidad.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s